Temps  6 hores 13 minuts

Coordenades 3105

Data de pujada 24 / de juliol / 2017

Data de realització de juliol 2017

-
-
3.018 m
2.041 m
0
3,2
6,5
12,94 km

Vista 1234 vegades, descarregada 55 vegades

a prop de Pramauron, Trentino-Alto Adige (Italia)

Es mi ultimo dia en Las Dolomitas, por esta temporada, y tengo que despedirme con algo que me deje buen sabor de boca. Y para ello, y por consejo de mi cuñado Massimo, que conoce al dedillo toda la zona, no en vano desde los 16 años esta visitando todas las Dolomitas y tiene en su zurron la ascensiones a todas las ferratas clásicas asi como multitud de itinerarios, elegimos la Ferrata al sass Rigais, situada en el Grupo Del Odle.
El Odle es uno de los macizos mas espectaculares de las Dolomitas, en el corazón de un Parque Natural definido como " El libro de historia de la Tierra" por la importancia geológica de su territorio y la variedad de su paisaje: Altiplanos calcáreos, picos austeros y paredes majestuosas, gargantas profundas y bosques de cuento.
"Odle" en ladino ( lengua autóctona) significa "aguja" y recuerda a la forma en punta de sus cimas, de las cuales, la pirámide del Sass Rigais es la cima principal con sus 3025 m. y que es accesible por 2 ferratas de dificultad moderada. No obstante, por consejo imperativo de Massimo (casi me lo ordena), pues su experiencia resulta importantísima en este caso, lo mejor, y asi lo hago, es atacar la cima por la ferrata este, mucho mas expuesta y vertical y realizar el descenso por la ferrata sur, mucho mas larga pero menos expuesta y complicada. Ademas he de advertir que el itinerario, sobre todo en su cresta somital, puede ser potencialmente peligroso en caso de mal tiempo y, aunque el dia se levante limpio, las nubes cargadas de agua y de aparato eléctrico provenientes del norte, pueden aparecer en cualquier momento y "aguarte" el dia, como yo mismo estuve a punto de comprobar. Por ello es necesario verificar el tiempo, sobre todo el proveniente de la vertiente norte, antes de embarcarse en esta aventura.
RUTA:
Desde Sta. Cristina, en Val Gardena, tomamos el telecabina que nos llevará hasta el Col Raiser, desde donde tendremos 2 opciones:
-La primera es subir hasta el refugio Pieralongia por la pista 4A y luego el sendero 2B hasta llegar a Plan Ciautier situado en la base de Val Dla Salieres.
-La segunda es bajar hasta el refugio Firenze y por el sendero 13 subir hasta Plan Ciautier y desde aquí por el Val Dla Salieres.
Yo me inclino por esta segunda opción, dejando la primera para el regreso y asi hacer la ruta de forma circular.
Como digo, situandome en Plan Ciautier, un pequeño prado situado a 2263m. , comienzo una fuerte subida por el estrecho Val Dla Salieres,un estrecho, corto e inclinado valle de verticales paredes, que me situará, en corta distancia, a 2700m. de altitud, en la Forcella Salieres, donde se encuentra el comienzo de la ferrata.
Un abismal vacio me separa de La Furchetta, la segunda cima de Le Odle, aunque tan alta como el Sass Rigais. A través de esta enorme brecha se aprecia el esplendido Val Di Funes, cuna del afamado alpinista Reinhold Messner y que apreciare en toda su magnitud desde la propia cima del Sass Rigais.
A partir de aquí empieza la ferrata. Me enfundo el arnes, casco y disipador y comienzo a trepar siguiendo los puntos rojos que me van señalando el camino.
El primer tramo discurre por roca sin equipar, pues la trepada es fácil y de exposición contenida, que nos guía hasta el pasaje clave de la via, constituido por una pared vertical de roca lisa que se supera con el auxilio de soportes metálicos.
Se continua por una canal donde los agarres son as nítidos, asegurados por un cable de acero bien tenso a modo de línea de vida, de forma "casi" continua. De aquí hasta la cima alternamos tramos donde la trepada se hace sin asegurar, fácil pero sin perder nunca la concentración, con tramos un poco mas expuestos y equipados con el cable de acero, que nos facilitara la progresión en ciertos pasos un poco mas "complicados".
Una vez en la cima el espectáculo es indescriptible. Por un lado y en primer termino, el Col dala Pieres y la Vallunga y justo detrás el imponente Grupo del Sella. Mas a la derecha la Val Gardena con el Sassolungo como guardian y por la otra vertiente la magnificencia del Val di Funes y al norte la cumbres nevadas de los Alpes austriacos. Podria quedarme ahí arriba eternamente, pero he de darme prisa, nubes amenazadoras se acercan por el norte y se puede complicar el dia. Por esta causa inicio rapidamente el descenso, atravesando la cresta somital y extremando las precauciones para no perder pie y sufrir un accidente de consecuencias fatales además de prestar atención a no remover y hacer caer piedras, pues justo debajo esta la línea de ascensión a la cumbre.
Sigo ahora la bajada por la cresta sur poniendo mucha atención en la primera parte, pero aligerando el paso, pues el dia parece ponerse cada vez mas feo. Se desciende por saltos rocosos bien equipados de cable y de exposición relativa.
Casi a mitad de la bajada la ferrata se divide en 2: una parte viene a salir en la parte superior de la Forcella Mezzogiorno y la otra parte sigue en bajada para conectar con la Forcella mucho mas abajo, aventajando un poco la salida. Me inclino por esta opción con la idea de salir de allí cuanto antes, el cielo empieza a tronar y comienzan a caer las primeras gotas. Tengo que bajar rápido.
El resto de la bajada, a excepción de un par de pasos algo maas complicados, es vertical pero se deja hacer bien y termina en el sendero que converge de la Mezzogiorno con el Plan Ciautier por el que hemos entrado a principio de la ruta.
Ya solo me queda tomar el sendero 2B hasta el refugio Pieralonga y desde aquí, por la pista 4A, hasta el Col Raiser donde me esperan familia y amigos y que me reciben con los brazos abiertos, sobre todo Massimo, consciente del riesgo pasado y alegrándose de verme bien. Gracias cuñado.
Un bonito recorrido, algo tensionado y que requiere de toda nuestra concentración.
Nos vemos en los montes.

Comentaris

    Si vols, pots o aquesta ruta.