Temps  5 dies 8 hores 46 minuts

Coordenades 25456

Data de pujada 6 / de juny / 2018

Data de realització de juny 2018

-
-
621 m
-4 m
0
82
164
328,92 km

Vista 344 vegades, descarregada 11 vegades

a prop de Puerto del Carmen, Canarias (España)

Para realizar esta ruta, Vulcan Bike nos dio cobertura, alquilándonos las bicis y contratándonos los servicios de alojamiento. Es cómodo y tienes un respaldo, en nuestro caso fallo una bici y rompió una cadena dándonos cobertura en ambos casos. Servicio rápido y eficiente. El coche de apoyo lo alquilamos en el aeropuerto y este llevo nuestras cosas por toda la isla.
Realizamos la ruta en 6 dias dando tiempo a disfrutar de todo sin agobios ni prisas. El tiempo frio y muy ventoso, no permitiéndonos bañarnos todos los dias. Ningún día sobro la chaqueta. Manguitos y chubasquero fue la prenda más puesta y quitada de la ruta, llovizno un par de dias (poco).
Básicamente es una vuelta por el litoral de la isla en sentido contrario a las agujas del reloj y el parque de los volcanes. Lanzarote es una isla pequeña, pero llena de sorpresas para nosotros, empezando por el frio.
A la llegada coincidimos con la Ironman de Lanzarote, nos acercamos a la meta, impresionante ver llegar a los últimos clasificados que entran en tiempo justo para el cierre de control tras 17 horas de esfuerzo.
Nuestras etapas en algún caso alteradas del trazado original fueron:

1ª etapa: Puerto del Carmen-Orzola
Iniciamos la ruta en modo paseo, carriles bici y urbanizaciones, Puerto del Carmen, Arrecife y Costa Teguise. A partir de aquí tomamos el primer contacto con el aspecto natural de la isla, caminos, caletas diminutas y tentadores chapuzones si no fuera por el frio. Senderos y pistas nos llevan hasta Guatiza y el jardín de cactus. Ya por sendas y caminos más divertido nos vamos por El charco del Palo a Arrieta donde comemos pescado y probar la malvasía con calma frente al mar. Continuamos ruta. Punta Mujere nos ha gustado mucho. Desde aquí a los Jameos un tramo técnico es la mayor complicación del día junto con el aire de cara en la carretera desde los Jameos a Orzola. Etapa de aclimatación al terreno y el aire.

2ª etapa: La Graciosa
Escasa palabras para definir la isla, ¡espectacular!.
Antes del desayuno nos vamos a la playa Francesa, lo más complejo los bancos de arena, pocos que se pueden negociar fácilmente. Regreso a Caleta de Sebo. Desayuno y comienza una bonita ruta alrededor de la isla. Montaña Amarilla con la preciosa playa a los pies de la montaña. Playas las conchas una gozada de baño y disfrute, y para concluir Pedro Barba, otro baño, picnic y…solo falta una cervecita helada. Hay que pagar el peaje de la tranquilidad. Preciosa etapa, cómoda, donde la mayor dificultas es sujetar los empastes para que no se caigan en “los risaeros”
Fueron dos noches espectaculares de ambiente, saboreamos la gastronomía canaria, y disfrutamos de una compañía excepcional que tardaremos en olvidar por su amabilidad y su carácter…. pero esa es otra historia que cada uno se ha de buscar.
Los riscos de Famara nos miran y los miramos, pero no nos inquietan por ahora.

3ª etapa: Orzola-Famara
Tras el traslado en barco a Orzola comienza la etapa montañosa, hasta el mirador del rio salvo un pequeño paso buenas pistas sin mayor dificultad que el propio desnivel. Bonitas vistas de la graciosa. Atrás queda un campo de cultivo, aunque parezca impensable que esta tierra pueda ser fértil. Bajada rapidísima por asfalto hasta una plantación de aloe vera en donde es obligado tirar del “ramal”. Continuos valles y subidas potentes nos dejan en la fuente del gallo, bajada a Maguez con desvió al cráter de un volcán. Respiro en el bonito pueblo de la Haría, donde se debe de montar un cacao de tráfico en la zona del ayuntamiento en épocas de temporada alta que prefiero no imaginar. Desde aquí se inicia una subida larga y tendida, primero pista con el mirador de Famara, luego asfalto con el mirador de la Haría y por último la pista en ascenso nos llevaran a la ermita de la Virgen de las nieves. Estamos sobre los riscos de Famara con vistas a la Caleta. Desde aquí a Teguise y Caleta de Famara descenso por buenas pista sin una pedalada salvo que el viento nos llega a para. Teguise, pueblo colonial bonito con muchas tiendecitas, en el que comimos y descansamos un rato. Los conventos de San Francisco y Santo Domingo, las casonas señoriales y los empedrados de calles y plazas hace de este pueblo un enclave muy turístico. Caleta de Famara, mucho frio y mucho aire, nos ha defraudado como pueblo.

4ª etapa: Famara-Yaiza
Etapa especial. Cruzamos zonas de lava impresionante. Parque nacional de Timanfaya, parque de los volcanes, viñedos, bodegas….
Comenzamos el día por caminos de arena compactada y algunas trampas de arena nada relevante que nos lleva al pueblo de la Santa y al centro desde el que se patrocina el Ironman. Cuando menos curioso. El paso siguiente nos acerca al mar por una senda técnica y nos mete en los campos de lava, nos llaman la atención los campos y cultivos con piedra negra. De modo brusco, tras cruzar una carretera, poco después de Mancha blanca, nos encontramos inmersos en un campo de lava, es un tramo de conducción divertida, de repente y como si fuera un espejismo el desierto más absoluto hace su aparición. Rocas multicolor, pequeñas colinas rojas, verdes y amarillas conformando un paisaje impresionante. Como colofón a la ruta volcánica, vuelta a la caldera de los cuervo e ingreso en su interior, ESPECTACULAR. La salida de este mundo sórdido y silencioso se realiza a través de viñedos, que mejor colofón que una bodega para comer y degustar los caldos de la zona.
Tras reponer fuerzas por buenos caminos continuamos a Uga. Queremos más…nos vamos al P.N. del Timanfaya. No medimos bien el esfuerzo son 6 kilómetros por asfalto en contra un aire fortísimo que desgasta muchísimo máxime, cuando llegamos está cerrado el parque y tenemos que volvernos sin visitar el parqué. Ni que decir tiene que el regreso es de locura con aire de cola.
Yaiza. Pueblo en el que debido a la festividad no hay nada abierto, era el día de la comunidad canaria. Una atasca a la orilla de la carretera con un encanto especial es lo más destacable, aparte del taxi rojo.

5ª etapa: Yaiza-Playa Blanca (variante por El Golfo)
Como no podíamos dejar sin visitar el Timanfaya que ayer estaba cerrado. Nos desplazamos en el coche de apoyo, entramos en el parque y realizamos la visita en el bus. Impresionante y espectacular el recorrido del mismo. De regreso a Yaiza, si había camellos en la carretera y múltiples turistas.
Etapa que se nos antoja turística y de transición, si bien tiene su encanto, máxime si se realiza la variante de las Breñas. Se inicia por asfalto, abandonamos este para dar vuelta a un pequeño cráter de volcán, la atalaya de los Femes. La senda que nos baja al Golfo es técnica y divertida. Desde el Golfo a Janubio son caminos muy turísticos en los que el atractivo esta en ese punto en concreto, charca de los Ciclos, hervideros, salinas de Janubio. Aqui abandonamos la ruta para irnos por las Breñas. Descubrimos dos lugares encantadores, casa Mario, donde tomamos el mejor mojo, no digo de la isla, pero si de cuantos tomamos y la mejor tarta tiramisú, y un descenso por una senda divertidisima, preciosa entre la nada que hace las delicias de todos. Por último, regresamos a la costa por medio de una cantera (o eso nos parece) para ponernos en modo paseo y regresar a los carriles bici y las urbanizaciones hasta llagar a Blaya Blanca, “población turística de primer orden”

6ª etapa: Playa Blanca-Puerto del Carmen
Etapa que se inicia en modo paseo hasta adentrarnos en las playas del papagayo. Aquí da comienzo a unos kilómetros excepcionales. Si la lava era nada, esto es nada de nada solo bici, espectacular y divertido, el mundo de Los Ajaches. Decir ante todo que el tramo no es tan duro como lo pintan y si disfrutón, un par de bajaditas chulas con “picante” y un porteo corto, a eso se reduce técnicamente la dificultad. Terreno inhóspito y solitario con bonitos y atractivos parajes, terreno inmejorable la bici de montaña,
Viajamos paralelos al mar salvo un tramo que nos adentramos para salvar uno de los
numerosos barrancos que se precipitan al mismo. Llegado a Playa Quemada la sensación de haber concluido la ruta se apodera de nosotros y nos damos un homenaje con vistas al mar con productos del mismo entre ellos un par de bocinegros a la sal y malvasía en abundancia. Sin lugar a dudas es el broche perfecto para esta ruta, “Lagartones en la Vulkan Bike-pedales de lava”.
Desde aquí, vuelta al modo paseo, atravesamos puerto Calero y el núcleo original de puerto el Carmen. Regreso a la plaza de las naciones donde todo comenzó.

Espectacular ruta en la que, a pesar de un espacio tan pequeño, cada día tiene su encanto y no resulta ni monótona ni repetitivo. Gastronomía rica y malvasía por doquier compañía esplendida y más frio del deseado. Es de reseñar el elevado número de asturianos residentes con quienes nos hemos encontrado en la isla.
Agradecer a:
.- Justo de Vulkan Bike su profesionalidad y dedicación
.- Suxa de casa Enriqueta en la Graciosa, su atención, gracia y paciencia con este grupo amigos

Ruta muy aconsejable de dificultad moderada por la conducción en arena y piedra volcanica con algunos repechos fuertes, pero solventables. Sin grandes zonas de pateo.
Lz-602
Almacén de Residuos
Tapia
Línea de Manzana
Camino
Línea de Manzana
Castillo de San Gabriel
Castillo de San José
Charco de San Ginés
Lz-204 o y Camino
Camino
Línea de Manzana
Edificación
356 m
(Jardín de Cactus)
La Casa
Límite de Municipio / Provincia
Parque Natural Del Archipiélago Chinijo
380 m altura
Línea de Manzana
20 m altura
Monumento

Comentaris

    Si vols, pots o aquesta ruta.