Temps  2 hores 2 minuts

Coordenades 1647

Data de pujada 21 / d’abril / 2019

Data de realització d’abril 2019

-
-
303 m
96 m
0
2,1
4,3
8,6 km

Vista 25 vegades, descarregada 1 vegades

a prop de Vilarinho, Aveiro (Portugal)

Cuando se está llegando a la zona de aparcamiento de Areinho, se ve una larga escalera en madera, e impresiona. Va haciendo eses, serpenteando la montaña, ascendiendo desde el cauce del rio. Ya deseamos recorrerla. Se trata de en las Pasarelas de Paiva o, dicho en portugués los PasadiÇos de Paiva.
Estamos cerca de Arouca, para recorrer una ruta de escaleras, pasadizos de madera, puentes colgantes y naturaleza. Podemos disentir sobre si la adecuación realizada se integra o no en la naturaleza, pero lo que si es cierto es que ha hecho accesible a muchas personas, un bello lugar, impracticable de otra forma.
El rio Paiva, discurre encajonado descendiendo entre Areinho y Espiunca. Para acceder a este tramo se ha instalado una serie de pasarelas que permiten recorrerlo en su integridad. Lo haremos en sentido descendente, por dos motivos, aprovechar el descenso natural del rio y, sobre todo, el largo tramo de escaleras, ascendente y descendente, lo encontramos al inicio, cuando las fuerzas se encuentran intactas.
Iniciamos este trayecto de nueve kms. en Areinho, recorriendo un grato paseo arbolado. Al poco ya tenemos la barrera de las escaleras que con calma no será difícil ascender. Para luego descenderlas, y encontrarnos de nuevo en el cauce del rio. Antes no habremos parado en los miradores, contemplando gran parte del trayecto que nos espera. Sobre el barranco del rio dos grandes estructuras son las bases de un futuro puente peatonal que se está construyendo y que sin duda será otro gran aliciente de la zona.
Una vez llegados a la altura del cauce del rio se extienden una serie de pasarelas, y algún puente colgante. Realmente es un agradable y fácil paseo, una vez pasadas las escaleras. Piscinas naturales, rápidos de rio en los que se practica la navegación van sucediéndose. Sin mucho esfuerzo llegamos a Espiunca, fin del trayecto.
Una vez aquí caben dos opciones, retornar sobre nuestros pasos o coger uno de los taxis que nos esperan de retorno a Areinho. El precio es de 13 euros aproximadamente el trayecto.
La instalación de estas pasarelas ha supuesto un gran revulsivo en la zona, centro deprimido del país haciendo que haya que limitar el número de senderistas al día a 3.500. Por internet pueden comprarse las entradas a un euro. No debe dejarse pasar la ocasión de visitar una región que ofrece muchos más alicientes y una naturaleza no contaminada.
Primera de las que veremos en el recorrido.
Punto de partida de la ruta.
La ruta continua, sin cruzar el puente.
Unicos servicios públicos en el itinerario.
Fin del itinerario.

Comentaris

    Si vols, pots o aquesta ruta.